COVER
12274414_1074346382585169_7435902640177534555_n

Por: PRIVARSA

- Visitar perfil

15 Jun 2020

 1 min de lectura

T-MEC y la industria automotriz: Una gran oportunidad para México

Uno de los temas más sonados entre los expertos del sector manufacturero, es el del T-MEC y la industria automotriz. Considerando que es un asunto importante para la economía nacional, y que es un giro en el que otras industrias intervienen, hoy hablaremos de él. Veremos por qué es un reto para la industria automotriz mexicana, y por qué es una excelente oportunidad para crecer y ser autosuficientes como país. 


[VIDEO] La industria automotriz frente al T-MEC y el COVID 19


Escucha en voz del Dr. Manuel Montoya Ortega , Presidente de la Red Nacional de Clusters de la Industria Automotriz A.C y Director General del Cluster Automotriz de Nuevo León A.C, cómo ha afectado el COVID-19 a la industria automotriz; y por qué el T-MEC puede convertirse en un trampolín para el crecimiento económico de México y para el desarrollo de diferentes industrias manufactureras. 


Además, nos platicó sobre la evolución de la industria automotriz a través de los años, y cómo el plástico ayudó a fabricar autos más aerodinámicos. Para ver esta entrevista sólo dale PLAY al video; haz click aquí y escúchalo en Spotify; o visita nuestro sitio web, ahorita lo tenemos publicado en “Home”.


Evolución de la industria automotriz y el plástico


Empezaremos por contar un poco sobre la historia de la industria automotriz y su relación con el plástico: 


Hace muchos años, los autos estaban compuestos mayormente por acero. Tiempo después, el plástico entró en la industria automotriz y se convirtió en uno de los materiales predilectos en la fabricación de autos, ayudando a su evolución.


Para tener más contexto, veamos 2 datos de cuánto ha cambiado la industria automotriz a través del tiempo: 

  • Para el año de 1980, sólo el 3 % de los vehículos era plástico; esto significa que los autos de aquellos años eran más pesados y consumían más combustible.
  • Actualmente el 15 % de los vehículos es plástico; lo que significa que son más livianos y consumen menor cantidad de combustible. 

“Se estima que el coche del futuro (eléctrico), va a ser más plástico que el auto actual, esto lo hará más eficiente y más ligero. Mientras menos pesa el coche, más eficiente es el motor en cuanto a kilometraje”. – Manuel Montoya



Hoy en día, el plástico tiene una presencia muy fuerte en la industria automotriz, debido a que se ha sofisticado tanto que ya puede cumplir funciones mecánicas que antes creíamos exclusivas del acero. Sólo para que te des una idea de la importancia del plástico en la industria automotriz, un auto promedio está compuesto de aproximadamente 100 kilos de plástico, distribuidos así:

  • Un 48 % de los componentes internos del auto son plásticos: El panel de control, los aires acondicionados, los componentes de las puertas, el tablero, etc. 
  • El 27 % de los componentes externos son de plástico.
  • Un 14 % del tren motriz está compuesto por elementos plásticos: Enfriadores, engranes, monitores, etc., todo esto usa mucho plástico.
  • El 11 % de los cables y componentes internos como sensores, arneses, conductos de cables, etc., son de plástico.
Los tipos de plásticos más usados en la industria automotriz
Polipropileno
Poliuretano
PVC
Poliamidas y plásticos con mayores resistencias


¿Cómo afectará el T-MEC y el COVID19 a la industria automotriz en México?


Aunque a primera instancia parece que el T-MEC y el COVID19 sólo llegaron para perjudicar la economía nacional; en realidad, ambos pueden ser una gran oportunidad para que México sea un país más independiente en el ámbito industrial. 


En lo que respecta a la industria automotriz, el COVID19 y el T-MEC nos traen una realidad muy diferente a la que vivimos durante los últimos 20 años de globalización; ahora estamos regresando a la regionalización. Veámoslo explicado en dos puntos:

  1. El T-MEC está fomentando el regionalismo al exigir que el contenido regional de un auto se eleve del 62.5 al 72.5, e incluso al 75 %. Esto significa que un automóvil tendrá entre un 10 y 12.5 % más de contenido regional
  1. La pandemia por COVID19 vino a reforzar al regionalismo debido a que grandes proveedores, como China, detuvieron su producción y cerraron su frontera. Esto nos obliga a ser más autosuficientes y a desarrollar tecnologías propias para completar nuestros procesos.  


Aunque la industria automotriz tardará un tiempo en recuperarse de las bajas ventas de los últimos meses, con la entrada del T-MEC y sus exigencias, el sector automotriz se beneficiará teniendo mayor contenido nacional en su cadena de producción.  


Hoy en día el contenido nacional de los autos que se fabrican en el país es de aproximadamente el 15 %



A diferencia del NAFTA, el T-MEC busca incentivar el incremento al contenido regional y no al modelo maquila. Con este nuevo tratado, más que querer que vengan inversionistas a México y que aprovechen nuestra mano de obra barata, se espera favorecer la integración nacional. 


Anteriormente traíamos componentes de China, los pintábamos y ya eran considerados mexicanos, pero esto no era bueno para nuestro crecimiento porque el país de origen era otro. Por fortuna, hoy con el T-MEC, tenemos la oportunidad de hacer las cosas diferentes e impulsar debidamente el desarrollo económico de nuestro país.


¿Por qué es importante que la industria automotriz mexicana se adapte rápido al T-MEC?


La industria automotriz es una de las más importantes para la economía nacional, ya que alrededor del 20 % de la manufactura en México es automotriz; y el 20 % de nuestro PIB, es manufactura. Además, actualmente genera 1 millón de empleos directos en el país y 5 millones indirectos.


Países como China y Corea tienen un número similar al de México; sin embargo, nosotros sólo crecemos al 2 % y no al 6 – 8 % como China porque no integramos contenido nacional en toda nuestra cadena de producción. 


Mientras que China y Corea tienen en sus fábricas máquinas, materias primas y componentes hechos en su país; nosotros fabricamos piezas muy sofisticadas con insumos de otros países. Así que hoy el T-MEC nos viene como anillo al dedo para empezar a tener mayor contenido nacional en nuestros procesos manufactureros y conseguir un PIB anual más alto.


¿Sabías que la industria automotriz es la que genera divisas en México? En otras palabras, es la industria que genera más dólares por exportaciones. 



Por otro lado, en México hay alrededor de 20 plantas armadoras de coches, otras 10 de tractocamiones y unas 600 plantas Tier 1 (proveedores de primer nivel). El problema, y gran área de oportunidad de la industria mexicana, es que debería haber 3, 4, 5 mil proveedores Tier 2, cuando sólo hay alrededor de 500. 


Trabajar en resolver el problema de las Tier 2 es indispensable para la industria automotriz y para la economía mexicana, porque en ellas convergen más giros industriales que a su vez se relacionan con otras industrias. Un ejemplo de éstas, son las empresas de inyección de plástico que no sólo fabrican componentes para autos, sino también para el sector médico, eléctrico, etc.


Es importante que la industria automotriz se adapte rápido al T-MEC para no quedarnos atrás y estar en igualdad de circunstancias que Estados Unidos y Canadá. 


Se estima que en un año normal, México vende más de 1.3 millones de autos, EE.UU 17 millones y Canadá 2 millones. En conjunto Norteamérica vende cerca de 18 y 20 millones de autos.



6 Acciones que necesita hacer la industria automotriz mexicana para adaptarse exitosamente al T-MEC

  1. Para que podamos tener mayor contenido nacional, tendremos que irnos hasta lo más básico de las cadenas de producción. Hablando de la industria del plástico, tendremos que innovar para que los vehículos tengan más piezas plásticas. 
  1. Incentivar a las empresas Tier 2 para que haya más, ya que son el soporte de la industria automotriz.
  1. En un corto plazo, deberá realizar acciones para mantener una buena producción a costos competitivos. En el largo plazo, será necesario que ejecute trabajos integrales que sumen a otras industrias relacionadas.
  1. Invertir en mayor tecnología enfocada a una mayor automatización y al uso de herramientas virtuales, para tener una mayor eficiencia en costos. Aunque al principio puede representar un “gasto” fuerte, este tipo de inversiones se recuperan en 3 ó 5 años.
  1. Desarrollar una proveeduría local para no depender de la importación de materias primas y componentes. Esto nos puede ahorrar grandes pérdidas, ya que uno de los riesgos más altos dentro de la industria es el costo de las importaciones y la volatilidad del dólar.
  1. Deberá hacer equipo con el gobierno para diseñar una política industrial que favorezca la integración de cadenas productivas en torno al sector. En este punto, el papel del gobierno será fundamental para conseguir que la producción se quede en México y para que lo que importamos del este de Asia, se venga a nuestro país.


En caso de que alguna compañía automotriz no cuente con la capacidad para cumplir con los nuevos requerimientos del T-MEC, podrá adherirse al Régimen de Transición Alternativo (RAT). Para esto sólo deberá notificar a los gobiernos de los tres países que conforman al tratado, y presentar una solicitud con un plan detallado de la descripción por modelo de vehículo exponiendo cómo cumple con los requisitos para ser candidata al régimen, y los planes para el cumplimiento de las reglas del T-MEC


Beneficios que traerá el T-MEC y el COVID19 para nuestra industria manufacturera


T-MEC:

  • En un mediano / largo plazo, habrá una mayor cantidad de empresas de proveeduría establecidas en el país. 
  • Podrá desarrollarse poco a poco la industria de herramentales en México, formando nuevos técnicos especialistas para el sector. Con esto, las piezas se desarrollarían en México y se quedarían en el país; ya no estaríamos importando componentes de otros países.
  • Seremos un país más autosuficiente en el ámbito industrial y crecerá nuestro PIB.


COVID19:

  • Con ayuda del Seguro Social, ya se están implementando nuevas medidas de seguridad en las plantas. Esto garantizará la integridad física y emocional de los trabajadores, y la estabilidad económica de las empresas.
  • Estaremos preparados para una situación futura de la misma índole, y ya no detendremos la producción en nuestras plantas, ni sufrirá un golpe fuerte nuestra economía.


Veamos el lado amable de la nueva normalidad


En cuestión de números, la crisis del 2009 y la crisis del COVID19 han sido más o menos del mismo impacto para la industria automotriz. Podemos decir que este año, debido al COVID19, en Norteamérica dejaremos de vender entre 3 millones 600 mil coches y 4 millones. A pesar de esto, estamos seguros que poco a poco la industria se va a sobreponer, y se espera que en el último trimestre del año las ventas se recuperen. 


¿Sabías que con el COVID19 estuvieron detenidas todas las armadoras de Norteamérica durante 2 meses? Esto es algo que no se veía desde La Segunda Guerra.



Además, viéndolo por el lado bueno, hoy en día gracias al COVID19, las empresas tienen mayor control en sus procesos, se preocupan por sus trabajadores y tienen una mayor higiene.  


Por otro lado, es importante que recordemos que el T-MEC va a traer muy buenas oportunidades para nuestra manufactura en general. Lo único que tenemos que hacer es prepararnos y certificarnos para aprovecharlas al máximo, y así convertirnos pronto en un país más autónomo en el sector industrial.

Significaría mucho para nosotros si compartes este artículo 👍🏼

COMENTARIOS

Si tienes alguna duda sobre lo que escribimos, comenta y te contestaremos.

Dejar un comentario





2016-dic-28-privarsa-cta-acesoria-tecnica
2016-dic-28-privarsa-cta-inventario

Artículos Recientes

COVER
Cómo puede adaptarse la industria del plástico a la nueva normalidad
COVER
Reparación rápida de moldes mediante soldadura láser
COVER
T-MEC y la industria automotriz: Una gran oportunidad para México
COVER
La Industria del Plástico ante el COVID-19